fbpx

El zumo de manzana y pepino es un potente diurético que hará las delicias de los que quieran cuidarse. Se trata de una combinación de sabores ideal que mezcla lo mejor de dos alimentos esenciales en nuestro menú semanal. Por un lado, tenemos las manzanas, una fruta que contiene un alto contenido en vitaminas, minerales y fibra, imprescindibles para mantenernos en plena forma. Por el otro, tenemos el pepino, considerado un básico de cualquier dieta, es bajo en calorías y tiene una alta aportación de agua, un 95% de este ingrediente está formado de agua. Las cualidades depurativas de ambos ayudarán a eliminar lo que el cuerpo no necesita, este zumo de manzana y pepino es lo que estabas esperando.

Ingredientes:

1 manzana verde

1 pepino

1 cucharadita de jengibre rallado

1 vaso de agua

Cómo preparar un zumo de manzana y pepino

  1. Este zumo verde tiene como base principal una buena materia prima. Si estos elementos pueden ser en gran medida ecológicos conseguiremos darle a esta receta un punto más de salud. Podemos usar igualmente ingredientes convencionales sin alejarnos de una buena calidad.
  2. Pelar o no pelar estos ingredientes es el segundo gran dilema. Si son ecológicos, no hay necesidad de pelarlos, la parte que recubre este alimento estará libre de cualquier contaminante. Lavaremos bien ambas piezas y dejaremos que se sequen. La piel es un elemento que gusta mucho o directamente molesta, así que este paso será muy personal.
  3. Cortamos el pepino en rodajas y lo disponemos en el vaso de la batidora preparado para recibir el resto de los ingredientes.
  4. La manzana será la que llegue para nutrir a este pepino de una textura y sabor especial. Entre la amplia variedad de manzanas que existen, escogeremos la que sea más adecuada a nuestros gustos.
  5. Ponemos todo en el vaso de la batidora y empezamos a triturarlo. El agua de ambos ingredientes conseguirá que se quede la textura de un zumo un poco más consistente. Para aclararlo un poco le pondremos agua al gusto, con un vaso será suficiente, aunque podemos ponerle menos si nos gusta más intenso.
  6. El ingrediente estrella de esta receta es el jengibre rallado, le ponemos una cucharada para que le aporte ese dulzor picante tan característico. Batiremos de nuevo todos los ingredientes hasta obtener un zumo ideal.
  7. Podemos variar las cantidades en función de las personas que degustarán este zumo, se debe realizar al momento y no tardar más de 20 minutos en consumirse o perderá gran parte de sus propiedades esenciales.
Hola. ¿Necesitas ayuda?